Cómo escribir un IT CV o currículum tecnológico

De todos es conocidos, que el sector IT (Tecnológico) experimenta un desarrollo rápido y muy cambiante. En este entorno, donde muchos de l@s profesionales de RRHH debemos especializarnos en su reclutamiento, también nos encontramos con dificultades para extraer información relevante de algunos CV, bien por densos, o por exceso de información/formación poco relevante para el puesto en cuestión.

 

Puntos claves o check list que deberías plantearte

1. Si se trata de un perfil técnico (analista, programador, desarrollador, administrador de sistemas…) lo más importante son tus cuantificaciones y conocimientos técnicos, si el personal de selección tiene que bucear, escudriñar o investigar para saber en qué lenguajes, redes, protocolos, aplicaciones o sistemas eres expert@ mal vamos…

2. Resultados, muchos perfiles son meramente descriptivos, hice, elaboré, desarrollé, establecí, implementé… pero pocos explican el porqué y los resultados del mismo. En línea con los anterior, tu CV no debe ser un “Hall of Fame” sino detallar los más relevantes. Resultados como: mejora de tiempos en los procesos, reducción de incidencias o caídas del sistema,  alcance del proyecto a nivel internacional, ahorros… Medibles, medibles, medibles. Importante, a la velocidad que va el mundo tecnológico incluir que sabes programar en Basic, pues como que no.

3. Si por tu experiencia tu CV ha de incluir dos páginas, asegúrate de que el contenido, objetivos y claves se vean en la página inicial.

4. Idiomas. El inglés es un “must”. Por tanto, asegúrate de que tu nivel de idiomas es el adecuado y de dejarlo patente en tu CV.

5. Pero no todo van a ser tecnicismos, hay otras habilidades que van a valorar en tu perfil; trabajo en equipo, habilidades de comunicación, orientación a objetivos y resultados. Pero, ojo, no se trata de empezar a recitar competencias del Diccionario de Marta Alles, sino de refrendar con hechos las mismas. (cuantas veces he visto gestión de equipos en un CV y lo único que han gestionado es su “equipo unipersonal”) Recuerda que en muchas ocasiones no será un técnic@ el que te entreviste, por tanto debe haber un equilibrio.

6. Emplea un lenguaje adaptado y palabras clave. Echar un vistazo a perfiles con mayor experiencia y a ofertas te podrá ayudar.

7. Creáte un CV global o total, no importa su extensión y úsalo como base para adaptarlo a las distintas posiciones. Asegúrate de mantenerla actualizada y operativa para elaborar un CV en el menor tiempo posible.

Una vez, comprobadas estas cuestiones, vamos a ponernos manos a la obra.

como escribir un CV tecnológicoQué apartados debería tener un CV tecnológico.

Pues no difiere mucho de un CV convencional, aunque si podemos añadir ligeras modificaciones.

Datos personales.

Lo de siempre; nombre, apellidos, dirección, correo electrónico y teléfono/s de contacto. Ver cómo organizar datos personales

Un dato imprescindible es tu enlace a LinkedIn que puede ir debajo de tu nombre, o bien en un lugar destacado.

Resumen de CV

Al igual que un CV convencional, tu resumen, extracto o perfil (podrás encontrarlo bajo todos estos nombres) debe responder a estas tres preguntas:

¿Quién soy? Profesionalmente hablando, que siempre hay quien empieza con un “soy una buena persona…”, algo así como: Desarrollador de APPs con 7 años de experiencia, Coordinador de Sistemas en empresas del sector financiero…

¿En qué soy especialista? ¿En qué estoy especializado? Aquí es donde entran en juego por un lado tus competencias técnicas como diseño de APPs, optimización de CRMs,… y también las competencias “de gestión y/o personales”: dirección de equipos, gestión de presupuestos..

¿Hacia dónde voy? Lo dicho qué buscas, qué puestos, qué empresas, qué departamentos, qué posiciones. Adáptalo a cada oferta, no es una carta a los Reyes Magos.

Recuerda: todo esto ha de ser breve, no debe ocupar más de una cuarta parte, junto con tus datos personales, de la primera página de tu CV. Concreción amig@s, síntesis, que no incontinencia verbal vacía y sin sentido. Es como el “trailer” (modo cine, no camión) de tu CV.

¿Experiencia o formación?

Lo mismo que indicaba en otros post, depende por un lado de tu experiencia, si estás emperando este apartado debería ir en primer lugar. O bien, si has cursado alguna especialización muy relevante por su especificidad o por la importancia de la institución que la imparte.

Cómo organizo la información sobre mi experiencia laboral.

1. Fechas. Con meses y año es suficiente.

2. Puesto. Asegúrate de nombrar con un puesto, no con departamento. Sé muy específic@ con esta cuestión.

3. Compañía. Nombre y breve descripción. Incluir un enlace a su web es también una buena opción, sobre todo en empresas jóvenes y poco conocidas.

4. Funciones más relevantes. Recuerda todas no, sino para qué te contrataron y cuál fue tu principal cometido. Tareas rutinarias o repetidas en varios puestos no aportan mucho a tu CV.

5. Proyectos. En lugar de las funciones puedes listar tus proyectos  y la tecnología empleada para cada uno de ellos.

6. Logros. En línea con las funciones y los proyectos enumera dos o tres logros en consonancia con el puesto o empresa a la que optas.

7. Tecnologías/herramientas/software empleados. Enumera la tecnología que has empleado: tipo y para qué no es lo mismo decir, desarrollador/programador JAVA, que desarrollo de ERPs en entorno JAVA.

Importante: nada de novelar tu experiencia, párrafos cortos y concisos, no olvides que existen más verbos que implementar y desarrollar, coge un diccionario y busca otros verbos de acción: administrar, finalizar, crear,

Formación

Incluye tu formación y especialización en la misma. Si hiciste un proyecto de fin de carrera relevante o tus notas fueron magníficas también es un dato a reseñar.

Puede ser que tengas numerosas certificaciones y validaciones pero sólo incluye aquellas que sean relevantes para el puesto en concreto. Tener un apartado en tu CV global, te ayudará a elegirlas. Puedes clasificarlas por área o competencias funcional; desarrollo web, sistemas, programación, diseño… hacer un pequeño esquema o tabla te ayudará.

Otros datos importantes

En lugar de decirme que te gusta nadar, pasear o leer, en el apartado de otros datos puedes incluir:

Un enlace a tu blog, o webs desarrolladas.

Enlaces a Apps, si has conseguido venderlas mejor que mejor.

Un enlace a tu portfolio, en el caso de diseño.

Enlaces a código creado. Por ejemplo, tener un site, con capturas de pantalla sobre tu trabajo o demos. GitHub, es un requisito muy valorado, pero recuerda que es código abierto.

Sobre el diseño del CV tecnológico

Que sea legible. No es el primer CV al que me enfrento, en que tengo que buscar espacios en blanco, entre listados interminables de tecnologías, funciones y datos superfluos.

Cuida la ortografía y la gramática. En algunos el “reclutador/a no entender” sobre todo cuando se emplean anglicismos o términos ingleses castellanizados que no existen.

Repito brevedad y concisión.

Puedes usar tablas y gráficos para expresar el conocimiento de ciertas herramientas.

Si quieres usar iconos de software, asegúrate de que tiene sentido y no sólo porque hace bonito.

Si deseas hacer un CV creativo, piensa si va con la cultura de la empresa.

banner-uno-mas-curriculum

Deja tu comentario