Foto sí, foto no, foto sí, foto no…

Mira que le he dado vueltas  a este asunto y es pregunta obligada en cada uno de los cursos de orientación laboral y en mi trabajo reestructurando CV.

¿Tengo que poner foto?

¿Todas las fotos valen?

Lo de las fotos es un capítulo aparte en la elaboración de CV, curiosamente en algunos países no se permite usar foto en los CV, se considera un signo de discriminación, cuestión no exenta de razón, cabría pensar que se selecciona a los más guapos, qué tontería ¿verdad?, si esto no pasa nunca…Dejando a un lado mi habitual ironía, a pesar de ser totalmente conciente de que esto pasa, que es un signo de discriminación y que sería conveniente que revisasemos nuestros parámetros a la hora de seleccionar y hacer eco del bonito eslogan de La Bella y la Bestia, donde la belleza está en el corazón… Voy a  hacer algunas puntualizaciones con el tema de las imagen en el CV y en las redes.

Cuando empezaba a estudiar RRHH y de esto hace mucho tiempo… se nos comentaba que la foto sólo se incluía cuando era demanda por la oferta en cuestión, o bien, el perfil del puesto requería una buena presencia física. Esto también sería objeto de alguna disquisición en saber exáctamente qué es para la persona que selecciona una buena presencia física.A mi parecer el incluir foto debería ser en función del puesto y sus requerimientos, sigo estando en desacuerdo en basar parte de nuestras percepciones y selecciones en el aspecto físico.

Volviendo al tema, se requería una foto hecha en estudio, en color, con un fondo blanco o en su defecto con un fondo neutro. De hecho en algunos portales de búsqueda de empleo no admiten fondos en las fodos de los candidatos. Por ello, aquellas que habían sido recortadas de una foto  de boda (aprovechando que era la única vez que se ponía el traje…)aquellas que se obtenían de la orla de graduación, algunos aprovechan para poner los apartados del CV del mismo color que la toga, todo un alarde al buen gusto…; aquellas que te habías hecho hace diez años (a veces cuesta reconocerlos cuando llegan a la entrevista…) no eran miradas con buenos ojos.

Esto era hasta ahora, pero qué pasa con las fotos que colgamos en nuestros perfiles profesionales; parece que ya no se impone el blanco impoluto, que se permiten los fondos, que lo prima es una buena expresión y apariencia. Pero esto es así, ¿o se descarta también?. Si uno se pasea por las redes obtendrá diversas fotos de los perfiles: recortadas de eventos, con trajes de boda, pixeladas, en blanco y negro, en color… de mil y una manera.

Por este amplio espectro de posibilidades me lleva a cuestionar la inserción de la foto en el CV y en las redes:

¿Debe ser la misma en ambos?

¿Puedo poner una foto con fondo en mi CV?

¿Tengo que aparecer con traje en mi foto sino me lo pongo nunca?

¿Puedo poner un avatar?

Aparte de estas otras cuestiones yo suelo puntualizar algunos aspectos:

  • Realizar la foto en un estudio profesional, no cuesta demasiado y nos ofrecen un formato digital.
  • Evitar la fotos con escotes pronunciados (no es que me esté volviendo mojigata) porque a veces dan la sensación de ir desnudos; ni tampoco fotografiarse con el torso desnundo en el caso masculino, haberlos haylos…
  • Vale que hay que ofrecer buena cara y maquillarse por aquello de evitar la palidez  de las fotos de estudio, pero no parecer un muestrario de Margaret Astor.
  • Evitar simbolos, camiseta o accesorios que delaten tendencias políticas, sociales….
  • No mimetizarse con el fondo y llevar ropa que haga contraste.

No cuento nada nuevo, pero aún me sorprende en algunos perfiles su imagen… Sinceramente creo que un CV o un perfil es algo más que una cara bonita, que deberíamos empezar a seleccionar en base a competencias y habilidades y no tanto por el aspecto físico.

Si te apetece cuéntanos tu experiencia con las fotos en el CV.

Hacer currículum

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Etiquetas:, , , ,

3 Comentarios a “Foto sí, foto no, foto sí, foto no…”

  1. Ana Laura Trias 8 febrero, 2011 en 18:32 #

    Muchas gracias por introducir este tema, si bien es una discusión que lleva ya varios años es una pregunta que nunca falta cuando nos disponemos a elaborar nuestro cv.

    Di clases de Comunicación Profesional en carreras de Facultad de Ingeniería y uno de los temas del programa era “Búsqueda de Empleo”. El tema lo comenzamos con la elaboración del cv y la pregunta que planteas no faltaba en ningúno de los grupos.

    Vi fotos de todo tipo, nunca se encuentra la foto más adecuada para presentar en un cv, pero hay algunas cuestiones de sentido común que vale tener en cuenta.

    El cv es un documento y por ahora, sigue siendo formal, a diferencia de otros ámbitos como redes sociales.
    Por otro lado el cv establece el primer contacto con la empresa que podría llegar a contratarnos, y por lo tanto debemos dejar la mejor impresión.

    También estoy de acuerdo en que hoy en día el mundo es competitivo y justamente son las competencias las que puntuan para ser contratado en un empleo. Podemos elegir no publicar foto en el cv y cada uno tendrá sus argumentos para eso.

    Los seleccionadores de personal argumentan que al repasar los cvs luego de la primera entrevista, la foto del cv les ayuda a recordar aspectos importantes de la persona, que fueron tratados en la entrevista.
    Resulta atendible!

    Ahora, si decidimos incluir foto, debe mantener coherencia y relación con la imagen esperada para un documento. Los mencionas perfectamente en tu artículo.

    Para finalizar, sinceramente no pondría leña al fuego en la discusión sobre foto o no foto = más o menos discriminación. Quizá me permitiría hablar de prejuicios personales, pero no tiene que ver con discriminación, que parece un término bastante más fuerte.

    Gracias!!

  2. Raquel Mestres 1 febrero, 2011 en 15:31 #

    Hola Belén:

    He de reconocer que durante un tiempo me resistí, por pudor, a poner mi foto en el c.v. o en mi perfil de las redes sociales, y ante el requerimiento de adjuntar foto sí o sí, en ocasiones creí proteger mi intimidad poniendo una foto desfasada. Era absurdo.

    He asumido por fin que nuestra imagen es una parte de nosotros mismos y que quien se encarga de seleccionar quiere conocer también físicamente a los candidatos. Si te seleccionan por méritos, aún sin fotografía, terminarán conociéndote personalmente en la entrevista. Poner tu imagen a su disposición mediante la fotografía en el c.v. es facilitarles la tarea.

    Por supuesto, en un mundo tan competitivo no creo que nadie se permita basar su selección sólo en criterios de imagen (a no ser que sea para un puesto en que la imagen es lo esencial, por ejemplo, azafata), pero tal vez la imagen más que sumar en caso de que sea un factor positivo a favor del candidato, sí reste, y mucho, en caso negativo. Como imagen no me refiero sólo a las cualidades físicas, si no a nuestra buena o mala presencia, y en conjunto en cuanto a compostura y saber estar.

    Y sí, es verdad, me he fijado que en las redes sociales hay fotografías de perfiles realizadas en estudio absolutamente estudiadas a las que no les falta detalle. A mí personalmente me gustan mucho, ofrecen calidez y confianza, sobre todo en el caso de los profesionales libres.

    Pero en el caso de los candidatos, no sé si una foto tan perfecta de estudio podría causar el efecto contrario al deseado. En este caso, aunque la foto se realice en estudio, ¿es mejor que sea una foto sencilla y en la pose de foto tipo carnet que viene siendo tradicional? ¿o podríamos optar por algo más moderno y comunicador sin temor a causar sensación de ir de “sobrados”?

    Un saludo y gracias de nuevo por tus artículos.

    Raquel

    • Belén Claver 7 febrero, 2011 en 10:57 #

      Hola Raquel, gracias por tus comentarios como siempre. En cuanto a lo que preguntas, una foto de estudio es un plus más en nuestro CV, o en nuestro perfil profesional. No creo que ningún seleccionador, crea que esto es por ir de “sobrados” como comentas.

      Saludos y de nuevo gracias a ti.

Deja un comentario