Pastillas contra la mediocridad: Usurpadores de ideas, antídotos y repelentes.

En la fauna empresarial hay muchos tipos de trabajadores y colaboradores. Con la crisis, existen ladrones o usurpadores de ideas, personajes que están al acecho de creativos, emprendedores, iluminados (no en el sentido peyorativo) que luchan por  sus creaciones, sus proyectos,  sus empresas…

En esta “flora y fauna”, pululan por el ambiente laboral mostrando siempre su cara más amable, su rol de disposición, su medianía (que casi siempre es la cara afable de su mediocridad)  esperando el momento cual rapaz ávida de presas, para succionar  en el mejor momento tus ideas y hacerlas propias. Contra toda esta plaga de “cucarachas” teñidas de títulos que no poseen, de empresas que no son tales y de puestos que no existen  solo quedan algunas ideas que puedes usar como repelente:

idea principalPodrán usar tus ideas, pero no olvides que tu cerebro es una fábrica inagotable de ellas.

Por ello lucha siempre por tus ideas, ellas te llevarán mucho más lejos, a tu imitador/a sólo le valdrán un tiempo (incautos…).  Ejemplos a diario, personas que borran firmas de infografías y fotografías, corta y pega de artículos calcados… (yo no digo “ná” que luego todo se sabe).

 

idea principalSi te imitan,  eso quiere decir que lo debes estar haciendo bien.

Que te copien quiere decir que gustas y por ende, que gustas a muchos, sigue así, ese el camino.(sino que se lo digan a los chinos…) Copiar es algo normal, pero para mejorarlo no para hacerlo peor, toma nota.

 

Pastillas contra la mediocridad

 

idea principalAunque lo intenten, eres únic@ para lo bueno y para lo malo.

Aceptarse, creer en uno mismo es el mejor antídoto ante aquellos que pretenden decirte que tus ideas no valen, para más tarde hacerse dueñ@ de las mismas. Ten en cuenta que el “período de maduración” de tu cerebro es único, compuesto por un ambiente familiar, educativo y social diferente al de cada ser humano. Por ello, nunca seremos iguales,  nuestras ideas no serán las mismas (gracias a Dios, a la diversidad, la genética y el alcohol que mató las neuronas más débiles en la universidad)

 

idea principalLa mediocridad es algo que se cura con esfuerzo, cultura y colaboración.

Lee, investiga, estudia, esfuérzate y todo llegará. Tarde o temprano, después de un cielo muy muy negro siempre aparece un cielo azul (frase popular, lo que traducido viene a decir, frase escuchada en mi pueblo).  Seguimos aún anclados en la cultura del pelotazo y del “merchandising” en lugar de que tu trabajo hable por ti. La “mediocracia” (sí, el poder de los mediocres)  es una enfermedad muy extendida, que campa  cual parásito a lomos de un hipopótamo (ver documentales de “La 2”, esos que todo el mundo ve).

 

idea principalNo importa cómo empieza sino cómo acaba.

Que usen tus ideas no es problema, lo mejor será ver cómo las mantienen (wait and sit, my dear friend).

Nota: la acidez es directamente proporcional al nivel de usurpadores que me encuentro.

Se aceptan más antídotos y repelentes.

banner-creatividad

Join the discussion 2 Comentarios

  • Ana dice:

    Muy interesante y muy cierto, si no ejercitamos el cerebro, se oxida y realmente si nos imitan será que somos buenos y finalmente así nos imitan nunca lo harán igual porque las ideas claves las tenemos nosotros en nuestras mentes.

    • Gracias Ana por comentar, me preocupa sobre todo el poco uso que hacemos del mismo, además del “mucho” uso que hacen otros del trabajo del cerebro de unos pocos (quizá ha quedado un poco enrevesado). Lo dicho muchas gracias por pasar, un saludo.

Deja tu comentario