Categoría

Cartas

la guasacandidatura, enviar curriculum por whatsapp

Por WhatsApp NO. La “guasacandidatura”

Por | Cartas, Desarrollo Profesional | 8 Comentarios

Curiosamente en el plazo de unas semanas he recibido varios “mensajes-autocandidatura” en el que los/las candidatos se presentaban vía WhatsApp, por varias cuestiones (igual me estoy haciendo vieja) no acabo de ver muy útil dicho canal para la recepción de candidaturas espontáneas. He decidido hacer un término híbrido y nomenclarlas como “guasacandidatura” (sin p, por aquello de la “gracia”). Por esto voy a explicarte, por qué no me gustan las “guasacandidaturas”.

candidaturas por whatsapp

Vaya por delante:

  • No empleo este canal como medio de comunicación, ni está indicado de manera explícita en mi página de servicios, ni siquiera cuando llevo a cabo procesos de selección (en el futuro igual tengo que comerme esta afirmación pero de momento mantengo lo dicho hasta que la tecnología y el mundo “app” demuestre lo contrario)
  • Suelo atender mensajes de servicios (remitiéndoles a mi mail), pero “postulantes”  (de postular a un empleo, no por otra cuestión) de momento me resulta raro e inadecuado (al menos ésta es mi opinión y como tal puedes desecharla, no estoy en posesión de la verdad absoluta) por las razones que enumero a continuación.

Por qué no me gusta la “guasacandidatura”

 

Porque no es mucho más eficaz que un mail.

Por varias cuestiones. En tu WhatsApp no tengo datos tuyos salvo tu teléfono y  nombre (siempre y cuando utilices tus datos reales no un nick), no tengo un mail de contacto, no puedo ver tu perfil, cuestiones que en un correo electrónico, con una buena firma facilitan enormemente el trabajo de las personas que lo reciben. Además dificultan el envío de datos, como por ejemplo, un CV. ¿No crees que para enviarlo por WhatsApp, es casi más fácil hacerlo por mail?.

 

Por una cuestión lógica de espacio.

Es bastante engorroso leer un megatexto de presentación o autocandidatura en un teléfono móvil, aunque tenga uno megagrande (que no es el caso, que luego no me cabe en el bolso… que me despisto). Vuelvo a remitir al mail.

 

Porque ya sabes que igual no es muy adecuado.

No empieces con la frase, ya sé que es un medio informal, o ya sé que no me conoces…. Vamos bien, si tu mismo/a piensas que no es el método más adecuado ¿por qué lo usas? Si sientes traspasar una barrera infranqueable o íntima, es como si sabes que te vas a estrellar contra un muro, pero sigue empeñándote en darte contra el muro. Dicho de paso en mi estado de WhatsApp indico mi mail o mi web, más claro… (pero siempre hay alguien a quien después de leer esto le mola seguir enviándome el CV por WhatsApp, “outsiders” o toca…)

 

Porque será tu primera imagen.

Si la primera imagen que quieres ofrecer a tu futura empresa o empleador/a es la de “mehetomadopocotiempoparaescribirteunmail”,  lo has clavado. No acabo de entender por qué no escribir un mail… Si tu primera imagen, es la de “esfuerzo mínimo” la estrategia la llevas de 10, en el área del mínimo esfuerzo. El  feedback que puede obtener el/la receptor/a de tu candidatura es que si ni siquiera te has molestado en escribir un mail, cómo sé que se va a esforzar en un futuro en  otras áreas o puestos… (deducciones cuestionables, sí, pero que hablan poco a favor de la persona que las emite).

 

Porque la foto no es adecuada.

No acabo de ver la profesionalidad del canal. Fotos de mascota, posiciones llamémosle “erótico-festivas” en tu WhatsApp,  si le vas a dar un uso profesional…

 

Porque buscar empleo es algo más serio que un mensaje.

Da la sensación de que lo mismo que “guasapeo” con los colegas, puedo hacerlo con las empresas, pues depende, porque puede que te  conteste con una expresión castiza: cuántas veces hemos comido tú y yo para mantener esta confianza… (modo haciendo amigos que lo tengo muy acentuado), construir relaciones sí, pero desde el respecto, recuerda: mi espacio, tu espacio (modo Dirty Dancing).

 

Porque no puedes emplear emoticonos y abreviaturas.

Ha habido alguno que he tenido que descifrar o directamente mandarle la “sevillana” por aquello de la “guasa”. Que me envíes una cara sonriendo no me va a ablandar… (si, ya lo sé haciendo oposiciones a borde)

 

Porque tu CV en miniatura no es la mejor opción.

Hasta que no se invente alguna aplicación que haga un CV para enviarse vía WhatsApp, un pdf, un word o cualquier formato parecido se ve modo “enanoenanísimo” por tanto, si no quieres contribuir más a mi miopía, no me lo envíes.

 

No obstante, puede que un futuro el WhatsApp sea una herramienta de recruiting, pero:

  • Asegúrate de que esté especificado en la página o empresa a la que postulas
  • Evita los mensajes largos
  • Indica la necesidad de contactar por otros medios
  • Cuida tu imagen y estado, a algo más profesional
  • Asegúrate de que lo que adjuntas se ve adecuadamente en formato móvil

Lo dicho, me hago mayor. 🙁 Pero agradeceré vuestros comentarios sobre el tema, por aquello de ver más versiones.

banner-cartas

Esas "cosas" por las que no funciona tu carta de autocandidatura.

Por | Cartas, Desarrollo Profesional | 12 Comentarios

errores carta presentacionEscribo este post presa del pánico (qué exagerada) y aún más cuando recibo cartas de autocandidatura de profesionales de RRHH, que doy por supuesto, que saben de lo que les hablo… Pues parece ser que no, porque después de varios correos que me dejan estupefacta, ojiplática, hierática, catatónica (prometo que me no me encuentro bajo los efectos de ninguna sustancia psicotrópica) he decidido escribir este post. Antes me gustaría que te hicieses estas preguntas:

  • Cuántas cartas de autocandidatura mandas diariamente
  • Cuántas están personalizadas
  • Cuánto conoces la empresa/persona a la que se la envías
  • Cuánto tiempo dedicas a prepararlas

Ese “estimado” objeto de deseo.

La mayor parte de las cartas empiezan con un: Estimados Señores, cosa lógica y normal, ¡claro!, todos los que trabajan en RR.HH. son señores y son un grupo. Vamos bien, antes de mandar una carta asegúrate por todos los medios de conocer a su destinatario/a y nombrarlo, las redes profesionales, la web de empresa y el trabajo de investigación previo (sí, debe haber habido investigación a priori) te facilitarán el camino. Esta muy bien recibir cartas de presentación con “Estimados Señores” y ser, una y señora, me suena de algo pero no caigo.

A la atención del departamento de RR.HH. como fórmula genial de creatividad.

Cada vez que recibo una carta con atención al departamento de RRHH me da cosa abrirla sobre todo porque como soy Consultora, como pone en mi bio y trabajo sola me da miedo “soliviantar” la LOPD y que no sea para mi. No tengo tantos departamentos, que trabajo en diferentes áreas sí, pero que tengo infinitos departamentos… Esto vale para mi y para muchas empresas que no tienen departamentos “físicos” de RR.HH. o no se llaman así. Más de lo mismo, copia y pega de San Google y a rezar…  Si es que no aprendemos…

Para qué quieres contactar conmigo.

E-mails que empiezan “Les envío mi CV para que sea considerado en futuros procesos”. No sé que hace, no sé que quiere, no sé a qué puestos se refiere, sólo sé que no sé nada(la noche me confunde). Si vas a enviar una carta de autocandidatura cuéntame para qué posibles áreas de mi empresa puede valer tu perfil, personaliza la introdución, no escribas lo de de todo el mundo, que después de verlo 5o veces, cansa un poquito…

Soy bueno/a y no lo sabes (con pose Julio Iglesias)

Está bien que me hables de tus puntos fuertes, pero no te pases de “chulito/a” (hoy estoy en versión cañera, no apto para hipertensos/as). El ejercicio de egocentrismo durante líneas puede aburrir a la persona más paciente y considerada del mundo. No me interesa lo bueno/a que eres sino qué haces para que yo quiera contratarte. En algunas cartas se podría medir la densidad de “Yo” como “posicionamiento de natural egocéntrico” genial.

Te voy a contar mi CV por si luego, si acaso, ya eso…

Se ve que muchos piensan que después de la carta no abres el CV. No me cuentes lo mismo, no me recites sin ton ni son tu CV, que luego me lo voy a leer, cuéntame qué habilidades del mismo son útiles para mi empresa o para la posición que quieres desempeñar en ella.  Aquí en este mismo apartado encontramos la parte más creativa y literaria de los candidatos, en muchas ocasiones da para una mininovela.

Deslocalización a mi…

Muchos/as solicitan en su carta de autocandidatura que quieren trabajar contigo, pero en su ciudad, región o país, aún a sabiendas de que no se poseen sedes, oficinas o delegaciones en las mismas. Deben ser unos/as adelantados a la visión de negocio, porque sino no se entiende.

Soy una persona trabajadora y trabajo en equipo.

Mira que me gusta lo de soy una persona trabajadora, de verdad que si encuentro a alguien que me diga lo de: vago/a redomado/a le pongo un monumento por “pensamiento divergente”. En el párrafo,  en el que le especificas por qué quieres trabajar con ellos;  tienes hablarles de logros, no de estudios, de aquellas tareas que has desempeñado y que pueden encajar en su organización. Si no has investigado su empresa difícilmente sabrás contestar a esta cuestión.

La lista de habilidades “deseadas” y no contrastadas

En línea con lo anterior, como ahora está de moda hablar de habilidades y competencias, me hago un listado y lo recito cual oración, larga, y sin ninguna prueba que refute, refuerce o constate que mi trabajo o experiencia me dota de las mismas.  Es como un check list de “lista de habilidades que me gustaría tener pero que pongo aquí porque quedan bien y seguro que le gustan a quien las lee”. Candidatos que hablan de trabajo en equipo y lo más cercano a un equipo, ha sido su ordenador (chiste malo, no siempre se puede estar a la altura)

Háblame de mí (versión cambiada de Los Pecos)

A todos nos gusta que hablen de nosotros (bien a ser posible) a las empresas también. No te pases y empieces a adular a tu futuro empleador/a pero  demuestra que los conoces y en qué áreas puedes ayudarles a crecer, innovar, mejorar, resolver…

Rescátame (Rescue me con banda sonora)

Aquí viene la parte lacrimógena de la misma. Suena duro,  las empresas no quieren que les cuentes penas y mucho menos que apeles a tu situación (por muy dolorosa que sea) para que consigas que te entrevisten, eso lo hacían en el inenarrable “Entre todos” y por suerte lo quitaron.

Espera que revise mi agenda.

Preferiblemente llamarme de 10 a 14 horas al teléfono, no enviar mail. Pero ¿quién está buscando trabajo? Hay candidatos que tienen una agenda más apretada que Barack Obama, si es una carta de autocandidatura muestra disposición y facilita el contacto, ésto no es una cita y no hay que hacerse de rogar…

Ola k ase.

Cuánto daño hace WhatsApp y no pasar el corrector, hasta San Google Chrome tiene uno. Faltas como catedrales para dejar de seguir leyendo, no cuesta nada y es gratuito.ÚSALO.

Despídete correctamente.

Y eso no significa: atentamente se despide (a sus pies… en versiones más arcaicas y casposas). Agradece el tiempo y la atención que te han prestado, invítales a que contacten contigo, lleva la iniciativa. El motivo de una carta de autocandidatura no es que te lean, sino que lo que leen les lleve a conocerte. No olvides recordar tus datos de contacto y tu especial interés en conoceros personalmente.

Ahora, ya puedes empezar a escribir.

banner-cartas

23 Cartas de presentación o autocandidatura que no deberías enviar

Por | Cartas, Recursos Humanos | 4 Comentarios

Reconozco que la cosa está difícil en cuanto a procesos de selección masivos, en los que tienes que ocupar vacantes en un breve espacio de tiempo, pero he de afirmar que muchas cartas de presentación facilitan el trabajo de forma rauda y veloz. Veamos algunos ejemplos.

cartas-de-presentacion-que-no-deberias-enviar

carta twitter o exprésCarta exprés o Twitter. Hay algun@s que consiguen enviarte una carta de autocandidatura con menos de 140 caracteres. Ya sabemos que la síntesis es una gran aliada pero no tanto.

 

Carta Grita LibertadCarta Grita Libertad. Será porque hoy me entero de la noticia de la muerte de Richard Attenborough, y en mi pequeño homenaje, le dedico este modelo de carta. TODO EN MAYÚSCULAS. De verdad ¿todavía hay alguien que no sepa que escribir en mayúsculas equivale a gritar? Hay cartas que hacen un ruido ensordecedor…

 

Carta Abeja MayaCarta en “En un país multicolor”. (los no nacidos en los ochenta revisen la canción de la abeja Maya) Esos colorines, con apartados y subapartados en otros colores, negritas, subrayados… Es una carta, no unos apuntes universitarios.

 

 

Carta My LifeCarta My Life. Está muy bien que te guste montar puzzles, artesanías varias y seas el mejor futbolista de tu equipo, pero en muchas ocasiones estos “hitos épicos” que cuelgas en tu muro de Facebook no me sirven, ve al grano y no me sueltes rollos innecesarios.

 

 

Carta Stephen KingCarta Stephen King. No por el miedo que da leerlas, no sino por lo extensas, como sus novelas, que son algunas de ellas. Días que al abrir tu correo en un proceso de selección tienes la sensación de estar leyendo una novela por entregas. Un carta ha de ser concisa y especificar tu objetivo claramente.

 

Carta Señor de los AnillosCarta El Señor de los Anillos. Se pierde en las descripciones del paisaje, cambia paisaje por circunstancias o entorno y sabrás de qué misiva te hablo. Cartas que para contar que estudiaron una determinada carrera o máster, te han detallado hasta sus comienzos en la guardería. Al igual que en la carta anterior, brevedad, señores/as.

Carta Pena Penita PenaCarta Pena, penita, pena o “Dame argo”. Yo siempre pienso lo mismo, si estás en una discoteca e intentas ligar le dirías al chico/a en cuestión: mira es que llevo 4 años sin… y por eso deberías tener algo conmigo. ¿Funciona? Lo mismo ocurre con las cartas de presentación.

 

 

Carta San Google. Los que me conocen, saben que le profeso una especial devoción y fervor al “santo” buscador. El corta pega, (en algunos casos es tan sangrante que ni siquiera se paran a leer lo que han enviado) dice muy poco de ti y de tu interés en la empresa en cuestión.  Si para tu trabajo también vas a hacer un corta pega…

 

Carta From Lost to the RiverCarta Fotocopia o “From lost to the river”. Lista de correo, te vas a CCO y envías a diestro y siniestro esa carta copiada hasta la saciedad, con un excelente asunto: A quién corresponda. A esto le llamo yo optimización del tiempo y racionalización del esfuerzo (modo ironía on)

 

 

Carta FantasmaCarta Fantasma. Sin asunto, sin nada, sin referencia, sin texto. A veces pienso, que son fruto de un estado de trance. Al menos en el mejor de los casos logran adjuntar su CV.

 

 

Carta AjoCarta Ajo. Por aquello de la repetición, me cuestas lo mismo que en tu CV. Si me vas a contar lo mismo, igual te puedes ahorrar enviarme el CV o la carta…

 

 

Carta Crítica Razón PuraCarta Crítica de la Razón Pura. A veces, los que nos dedicamos a la orientación y al desarrollo de carrera, quizás expliquemos mal cómo elaborar una carta. Indico esto, porque en alguna ocasión hago hincapié en la necesidad de hablar en mis cartas de presentación de qué puedo hacer por la empresa a la que me dirijo, y en algunos casos, la delgada línea entre recomendaciones y críticas poco constructivas se traspasa, a veces tienes la sensación de que se presenta al proceso de selección alguno de tus progenitores.

 

Carta MegaCarta “Megasupertotalok”. ¡Ay!, qué fue de los superlativos y los adjetivos para describir, qué fue de las frase cortas con otros verbos que no sean saber, hacer, estudiar… La pobreza del lenguaje en muchas ocasiones hace que te replantees si la persona que te escribe es un adulto o un estudiante de primaria. Nota: la lectura y los diccionarios de sinónimos ayudan mucho a esta cuestión…

 

Carta Porque yo lo valgo

Carta Dorian Gray o  “Porque yo lo valgo” (cómo me gusta este anuncio en el que la valía se mide por el grado de maquillaje o lo sedoso de tu pelo, ups, que me pierdo) Igual que la pena no vende, la arrogancia tampoco mucho, candidatas/os que más que venderse parece que te perdonan la vida por haber recibido unas letras… Hechos, no palabrería ni pedantería. Sabrás que estás ante una de ellas porque la palabra con mayor densidad es “yo”.

 

Carta VintageCarta Vintage. Ya sabemos que lo retro está de moda y que “cualquier tiempo pasado fue mejor” pero cuando escribes una carta tienes que escribirla en presente y en futuro. Mostrando a la empresa aquello que sabes hacer y qué beneficios en el futuro puede obtener contigo.

 

 

Carta AVECarta AVE. Es la que más rápido va a ir a la papelera de reciclaje por la cantidad de errores gramaticales y ortográficos que contiene. Existe una cosa llamada corrector, que incluso en Google Chrome la tienes como herramienta.

 

 

Carta MediumCarta Medium. Son aquellas cartas en las que después de una buena introducción y objetivos definidos tienes que adivinar quién la escribe… La firma digital por defecto es una buena aliada. Nota: evita frases lapidarias tipo Paulo Coelho para terminar tus cartas o como pie de firma, de los emoticonos ya hablamos otro día…

 

 

Carta El club de la comediaCarta Club de la Comedia. Reconozco que yo soy muy dada a la ironía y al humor negro, pero en las cartas de presentación, salvo que postules a Noche de Fiesta, éste ha de evitarse, así como frases irónicas y sarcásticas.

 

 

Carta qué pasa tronCarta “Qué pasa tron…”. En muchas ocasiones, me dicen que lo del: Estimado/a… queda muy frío (averiguar quién es nuestro destinatario, evitará esa despersonalización y poder dirigirnos por su nombre y apellidos) pero el qué tal, o el qué pasa aún me resultan difíciles de digerir, ya si empleamos un lenguaje de andar por casa tenemos todas las papeletas.

 

 

Carta No rulesCarta “No rules”o en su versión española “Prohibido prohibir”. Lo típico, siempre has sido un/a ousider y te va el lado salvaje de la vida. Pero si en la oferta en cuestión te indican que en tu carta de presentación indiques la referencia al anuncio, así como otras cuestiones: disponibilidad para entrevistarte, banda salarial,… no vayas de listo/a y hagas lo que te  venga en gana.

Sin títuloCartas no sé… pero.Es evidente que cuando describimos un puesto, seguramente un tanto por ciento muy elevado de las personas que optan al mismo no cumplan todos los requisitos, pero si vas a venderte por lo que no sabes hacer, mal vamos. Hoy he leído una frase, disculpas porque no recuerdo a su autor, que decía algo así: si te preguntan si sabes hacer un trabajo, dí si. Luego emplea tu esfuerzo en aprenderlo. Lo dicho, la carnaza para las fieras.

recordatorioCartas referencia o recordatorio. En algunos casos el cuerpo de la carta se reduce a Referencia… No sé si es porque intuyen mi despiste, por economía del lenguaje, por innovación. Está bien que incluyas la referencia  pero dentro de un contexto, es decir, dónde viste la oferta, por qué la envías…

 

 

dropbxCarta Dropbox, ya que estamos. Dropbox o Google Drive son unas herramientas geniales, pero no las emplees para enviarme un enlace donde descargarme tu CV, tu porfolio, notas de la carrera. Yo sólo te pedía un CV y una carta no un archivo documental.

 

Si eres reclutador/a o técnico/a de selección y quieres añadir alguna más, estaré encantada de recibir más aportaciones.

banner-cartas

De bien nacidos es ser agradecidos. Carta de agradecimiento.

Por | Cartas, Desarrollo Profesional | 2 Comentarios

Siempre en mis cursos de orientación o desarrollo profesional, hay un espacio dedicado a los tipos de cartas, hasta aquí no he descubierto nada nuevo, todo el mundo pone especial interés en cómo elaborar una buena carta de presentación. Pero en muchos casos, una vez conseguido el objetivo de una entrevista laboral, se olvidan de agradecer a la persona que les entrevistó (si, ya sé que me vais a decir que a veces no tenéis ganas de agradecer porque fue un suplicio, la persona no era la adecuada para entrevistar, o simplemente no queréis hacer la pelota) mediante un escueto mail el tiempo,  la atención prestada y tu disposición e interés por seguir en el proceso de selección.

Para empezar destierra la idea de que hacer o realizar una carta de presentación es hacerle la pelota al entrevistador, hay una delgada línea entre parecer un pedante halagador (ha quedado un poco contundente) y un candidato/a interesado en seguir en un proceso de selección. En la mayor parte de los procesos de selección que he realizado son minoría las personas que demuestran ese interés. ¿No crees que agradecerle a la empresa que puede contratarte el tiempo y la atención prestada sea una buena táctica?

Hemos comentado,  y verás en multitud de posts,  que el proceso de selección se inicia en el primer contacto, vía mail o personal con la empresa o puesto al que postulas, pero no se acaba en una entrevista, ni siquiera en la carta de agradecimiento, los procesos son continuos y todo es parte de tu desarrollo profesional, todo cuenta, cómo entras (selección), cómo te desarrollas (desempeño, habilidades adquiridas) y cómo sales (despido).

No pasamos hablando la vida de buscar lo que nos gusta, de diferenciarnos del resto en un proceso en la contestación de preguntas en una entrevista, de cuidar nuestra imagen en la mismas, por qué nos saltamos la fase de agradecimiento, ¿no nos gusta decir gracias? ¿no crees que la persona que te entrevista agradece, valga la redundancia, que le agradezcan su trabajo y muestres el interés en el proceso? Las dejo en el aire y las vas pensando…

Mientras lees este artículo y piensas si escribir o no una carta de agradecimiento, seguramente muchos de los candidatos con los que optas al puesto ya lo han hecho, por esto MUÉVETE y deja la pereza para más tarde, quizá sea el detalle que incline la balanza. Dicho esto, hacer una carta de agradecimiento no es condición indispensable para obtener el puesto, es un paso más  pero no la meta.

Si has llegado hasta aquí y quieres que te cuente como hacerlo presta atención 😉

Cuanto antes mejor. Envía un correo electrónico a la persona que te entrevistó (dato importante consigue sus datos o correo, si no lo tienes ya, durante la entrevista), aprovecha que la persona que  te entrevisto tenga tu recuerdo fresco, como muy tarde el tiempo para enviarla sería en las 24 horas posteriores a la entrevista.

El perfeccionismo no ayuda. Si te pasas horas y horas puliendo, redactando, borrando e intentando conseguir una “mega” carta de agradecimiento estás perdiendo tiempo frente a otros.

No cortes y pegues el famoso: gracias por su tiempo en la entrevista de esta mañana, tarde…. Personalízala, evita copiar modelos de “San Google” y sé tu mismo/a.

El objetivo es agradecer y ponerse a su disposición, no divagar y repetir cosas que el entrevistador ya sabe.

Una estructura sencilla y breve es:

  • Agradecer la atención y el tiempo prestados
  • Reforzar tu puntos fuertes respecto al puesto en cuestión y recordar tu idoneidad o alguna cuestión que olvidaste mencionar y resultaría interesante para el puesto (no incluyas aspectos que no tienen nada que ver solo por hacerte el/la interesante)
  • Disposición para mantener otras entrevistas o realizar otras pruebas; se trata de que vean tu interés en ocupar dicha posición. Repito, sencillo y al grano, cuanto más alargues la carta, más aburrirás al entrevistador/a.

 

Cartas de agradecimiento Belén Claver

En definitiva es como un cierre de ventas, en el que tienes que recordar los beneficios que obtendrá la empresa al comprar un “producto” que en este caso eres tu mismo/a.

Pena, penita, pena (últimamente en mis post sale una vena muy coplera, qué daño ha hecho Cine de Barrio…) Ya he comentado que el “dame argo, dame argo…” no sirve; piensa que si en un discoteca no te sirve para ligar, por qué habría de servirte en una carta de agradecimiento. Tienes que mostrar confianza en ti mismo y en tus posibilidades, si no te quieres tú…

Datos de contacto. Aplicaciones o gestores de correo dan la posibilidad de incluir tus datos de contacto en tu firma electrónica, es una manera de reforzar y facilitar su encuentro a la persona que recibe tu carta de agradecimiento.

Y si hay varios entrevistadores, no envíes una para todos, personaliza cada carta, incide en aquellos aspectos que más le interesen según su posición o departamento.

El cuidado de los detalles.  Ortografía y gramática, así como escribir correctamente  los nombres y apellidos de la persona a la que te diriges, lo digo por experiencia propia, nada como recibir misivas a la atención de la Sra. (esto ya es un trauma insuperable) Clavel, a días me dan ganas de añadir de segundo Reventón…

Que hayamos tenido una entrevista, no quiere decir que te haya declarado mi amor eterno, por ello evita apelativos como Querida Belén, me siento como si fuese Elena Francis.

Para terminar no olvides, que en muchos procesos lo que decanta la balanza son los pequeños detalles, asegúrate de cumplirlos todos. SUERTE.

banner-cartas

 

Envía tu CV por e-mail de forma profesional en 9 pasos (hazme el favor)

Por | Cartas, Desarrollo Profesional | One Comment

Ayer me reunía con dos profesionales de la administración y secretaría de dirección y constatamos la necesidad de saber escribir un buen correo electrónico sin que su receptor/a se quede boquiabierto ante la sopa de letras a la que se asemejan algunos de ellos; extrapolando esta cuestión, vamos a repasar algunos puntos para enviar una e-mail de presentación o carta de autocandidatura de forma correcta y profesional, también puedes repasar esta infografía.

Enviar tu CV por email

Empecemos:

CV emailE-mail y cuenta de correo profesional

Me siento como una madre que repite una y otra vez aquello de: mira que te lo tengo dicho… No dejo de recibir currículo con direcciones de correo electrónico de lo más variopintas, porque la LOPD es dura e implacable pero da para escribir una telenovela llamada Patty Difusa y otros CV del montón…

Con muchos de mis clientes tengo siempre esta cuestión encima de la mesa, algunos servidores de correo suelen incluir publicidad y no suelen pasar el filtro o protección spam de algunas empresas o acaban en la papelera de reciclaje por defecto, es recomendable escoger servidores de correo que no incluyan publicidad en sus mensajes, o bien puedes incluso comprar tu propio dominio y servidor, no suele ser muy caro y dan excelentes resultados.

CV email

A quién envío mi CV

Tengo un amigo que solía decir: en una discoteca “tirándole los tejos” a todas las chicas presentes, alguna debería decir sí por probabilidad. En la búsqueda de empleo, la opción por agotamiento no se contempla, antes de enviar un CV sin ton ni son investiga si tiene un departamento de RRHH; investiga en redes profesionales quiénes forman parte de su departamento de CV, estudia su web antes de “disparar” a todo lo que se mueve con tu CV, no funciona y da sensación de estar desesperado o de falta de objetivo concreto. Nada mejor que saber a quién estoy enviando mi información profesional, persona a persona, de momento la relación persona-buzón no prospera adecuadamente

CV email

Asunto del correo

¿Abrirías una carta sin saber quién te la envía? Pues bienvenidos a la nave del misterio, algunos avezados seres deciden jugar con el seleccionador a la nave del misterio  y envían sus CV sin asunto… intuyendo que Iker Jiménez es el receptor del mismo. En muchas ofertas incluyen ya el asunto al que hay que enviar nuestras candidaturas, una referencia, un nombre de puesto. Estaría bien algo así como: Envío CV Jesús Piros. Oferta Técnico Telecomunicaciones, y si sabemos a la persona que ser dirige también no estaría mal incluir un A/A (para no iniciados a la atención de).

CV email

Saludo inicial

El “ola k ase” está bien para el WhatsApp, de momento no me encontrado ninguno (pero no lo diremos muy alto) pero empezar sin saludar, con un Estimado/a; un “buenos días”; “buenas tardes”… no está mal, por aquello de la educación.

CV email

Brevedad y contenido del e-mail

Antes de pasar a la acción y venderte cual Miss España describiendo Rusia, decía un señor llamado Baltasar Gracián que “lo bueno si breve dos veces bueno” pues parafraseando a éste ilustre señor los receptores, seleccionadores, consultores y demás personalidades del mundo de los RRHH agradecen tu brevedad. Entiendo la profusa prosa de algunos candidatos, pero un email de presentación está articulado en tres párrafos y cuánto más breves mejor:

  • Presentación del candidato y motivo por el que se pone en contacto con el departamento, puede ser por una oferta concreta o ser una autocandidatura.
  • En el segundo párrafo nos indicará qué cualidades y competencias le “adornan” para optar al puesto o a ser considerado para desarrollar su carrera en dicha compañía o empresa.
  • En el último párrafo comenta tu interés en mantener una entrevista, en concertar un próximo contacto, no olvides que el objetivo de la misma es que se entrevisten o te reciban
  • Despedida, agradece su tiempo (porque lo creas o no, cuando te leen están prestando su tiempo y su atención)

CV email

Formato y estilo

Repasemos algunas notas de estilo (ha quedado muy profesional, me siento cual señorita de moño en alto y gafas de pasta)

  • Tipos de letra: sencilla, limpia y legible; la grafía artística y creativa podemos emplearla en otro momento. (ej; Times New Roman, Arial, Verdana…)
  • Color de la letra: a ser posible en negro, gris e incluso algún azul oscuro casi negro (¿¿ésto no era un título de una peli??)
  • Oraciones: cortas y sencillas, usa comas, puntos y expresa ideas breves (acuérdate de que existe algo llamado mayúsculas al comenzar una frase…)
  • Párrafos breves. A ser posible no excedas de las 4 o 5 líneas por párrafos
  • Espacios. Separa los párrafos y así separarás ideas y conceptos
  • No incluyas emoticonos ni emojis.
  • No escribas en mayúsculas, ni el cuerpo del mail ni el asunto (parece que estás gritando)
  • Cuidado con el humor y la ironía
  • Evita un tono lastimero y de pena

CV email

Firma de correo

Denota que te has tomado tu tiempo y transmite una imagen de profesionalidad, incluye tu nombre completo, también puedes incluir tu profesión, mail y teléfono de contacto, así como enlaces a blog, web u otras redes profesionales. Para evitar saturar de hipervinculos puede usar iconos con enlaces.

CV email

Adjuntos y adornos

No olvides adjuntar tu CV y  no olvides nombrar tu CV como ya he indicado en otros post. Con respecto a adjuntar hasta la foto de la primera comunión voy a hacer unas pequeñas aclaraciones:

  • No adjuntes la carta de presentación, ya la has escrito en el cuerpo del correo electrónico
  • No adjuntes cartas de referencia si no las han solicitado previamente
  • No adjuntes por separado foto y currículum, es un tanto “descabezado”
  • No adjuntes certificados, DNI u otra documentación si no te la han pedido

CV email

Copia y pega

Cuando en tu bandeja de entrada ves un correo con el asunto: RE:; o bien, FWD, constatas que el candidato ha tardado siglos en redactar el correo (modo ironía) Cuida hasta el más mínimo detalle y personaliza cada carta, tómate tu tiempo antes de enviar cual poseso “cienes” y “cienes” de mails.

Después de estos consejos espero haberte ayudado, si tienes alguna duda, deja tus comentarios.

 

banner-cartas